La ciudad de Detroit suspende pagos de una deuda de 15.000 millones de euros

sábado, 20 de julio de 2013 en 7/20/2013 10:48:00 a. m.
Sepultada por una crisis interminable, la ciudad de Detroit, en la que llegaron a venderse casas por un dólar (75 céntimos de euro) en 2008, acaba de suspender pagos en lo que constituye la mayor reestructuración de la deuda de una ciudad estadounidense de la Historia.

En total, la 'ciudad del motor' cancela el pago de intereses y principal de una deuda estimada en 20.000 millones de dólares (15.200 millones), después de que el Gobierno de Barack Obama haya rechazado rescatarla. Los pasivos de Detroit son casi siete veces los del condado de Jefferson, en Alabama, que suspendió el pago de sus 3.100 millones de euros (3.900 millones de dólares) en 2007, en lo que hasta ahora era la mayor crisis municipal de EEUU.



La suspensión de pagos se ha producido después de que el administrador especial de la ciudad, Kevyn Orr, no haya logrado un acuerdo con los acreedores. En Estados Unidos, sin embargo, las suspensiones de pagos son mucho menos dramáticas que en Europa. Simplemente se trata de procesos en los que el deudor se reestructura y los acreedores se resignan a ver cómo pierden una parte de su inversión. La petrolera Texaco (en la actualidad, parte de Chevron) o el condado de Orange (uno de los más ricos del país, en California) están entre las entidades que han suspendido pagos en el pasado sin mayores problemas.

Aún así, la situación financiera de Detroit es un ejemplo de la crisis de muchos centros urbanos estadounidenses, cuyos ingresos fiscales fueron pulverizados por la recesión de 2007 a 2009, combinada con el cambio estructural de su economía. Detroit fue en los años 40 'el Arsenal de la Democracia', por los vehículos blindados y armas que se hacían en sus fábricas. Después pasó a transformarse en 'la ciudad del motor', en la que la gente era 'fan' de un fabricante de coches u otro como en otros sitios se puede serlo de un equipo deportivo.

El declive de la industria del motor estadounidense, que lleva, con altibajos, desde los 70, ha sido lo que ha tumbado a Detroit. Hoy, el municipio tiene 700.000 habitantes, apenas el 35% de su máximo en los años 50. La población de clase media y media-alta se ha trasladado a los suburbios, donde vive en las clásicas viviendas unifamiliares estadounidenses, huyendo del centro, que ha sido tomado por vagabundos y tres casinos en los que ancianos funden sus pensiones en máquinas tragaperras a la sombra de las monumentales torres del cuartel general de General Motors.

El 36% de la población vive por debajo del umbral de la pobreza, y Detroit es la ciudad de más de 200.000 habitantes con una tasa de delincuencia más alta de todo EEUU. Más de 40.000 solares y viviendas vacíos han hecho que el Ayuntamiento haya lanzado un plan para derruir edificios abandonados. Todo ello en la ciudad en la que está la sede de tres empresas que han construido la tercera parte de los coches que circulan en todo el mundo.

A eso se ha sumado la corrupción, que llegó al extremo con el ex alcalde de la ciudad, Kwame Kilpatrick, que está en la cárcel por una lista considerable de delitos entre los que figura haber tratado de pegar una paliza al policía que fue a arrestarle a su casa.

La situación, así, se ha agravado. Al irse a los suburbios (que en EEUU no tienen el sentido derogatorio de España, sino al contrario), los residentes más ricos han dejado de pagar impuestos a Detroit, que es donde se concentran los pobres. Ahora, la suspensión de pagos obligará a la ciudad a recortar todavía más los programas de asistencia social.

FUENTE: El Mundo
votar

Otros posts que te pueden interesar...

Publicidad

Publicidad

Mundotaku

Publicidad

Alojado en Blogger | Entradas (RSS) | Comentarios (RSS) | Diseñado por MB Web Design | Código XML por Cahayabiru.com | Modificado por Pelopo82